Dios los cría y la Virgen de La Altagracia los junta

Por Joel Suriel

La Basílica de Higüey, donde se conmemora el Día de Nuestra Señora de la Altagracia, sirvió de escenario para juntar a la clase política, que hizo un aparte en sus rivalidades electorales y comulgaron tranquilamente en esta festividad católica.

Posando para la fotografía y cámara de televisión, allí no se habló de corrupción, uso de los recursos del Estado, de cambio, del Penco o cualquier otro discurso desgastado de la campaña.

En la entrada de la Basílica de Higüey posó la familia presidencial, encabezada por Danilo Medina, junto a su esposa Candy Montilla, la vicepresidenta Margarita Cedeño y su hija Yolanda América, quien también es hija del expresidente Leonel Fernández, ahora enemigo político del mandatario.

Ya dentro de la capilla, figuran en primera fila los candidatos presidenciales del PRM, Luis Abinader y Gonzalo Castillo, del PLD. También el presidente del PRD, Miguel Vargas Maldonado, muy concentrados participando de la eucaristía.

Juntos, pero no revueltos; estos rivales políticos se dieron el abrazo de la paz, moviéndose de sus asientos hasta encontrarse. Aunque luego de salir de la Basílica retomen su discurso incendiario porque hay que ganar simpatías de cara a las elecciones municipales del 16 de febrero y las presidenciales y congresuales de mayo.

Llegaron reverenciados de sus respectivos equipos de campañas, quienes diariamente bombardean las redes sociales con acusaciones mutuas, pero este 21 de enero hacen un alto para celebrar participar de las celebraciones por el Día de la Virgen.

En esta ocasión, el expresidente Fernández no acudió a la tradicional eucaristía en la provincia La Altagracia.

Cada 21 de enero, los dominicanos conmemoran el Día de la Virgen de la Altagracia.

[URIS id=39992]

Comparte tu opinión

Podcast-Puedes escuchar en audio nuestros boletines y noticias