Las dos caras de Castaños Guzmán al inicio y al anunciar la suspensión de las elecciones

El presidente de la Junta Central Electoral, Julio César Castaños Guzmán, vivió el peor día de su vida este domingo cuando a la 7:00 de la mañana anunciaba gallardamente que arbitraría el proceso electoral más pulcro que haya vivido el país y apena cuatro horas y 11 minutos después anunciaba la suspensión.

Un emotivo Castaño Guzmán se dirigió al país dando apertura a las elecciones, pronunciando un discurso optimista y cargado de confianza ante el electorado de que se respetaría la voluntad popular.

Su rostro lucía relajado, al igual que los rayos del sol tempranito en la mañana.

Sin embargo, el libreto cambio radicalmente, cuando a las 11:11 tuvo que acceder a la sal de prensa de la JCE y ante las mismas cámaras y micrófonos anunciar la suspensión de las elecciones.

Su cara era otra, al igual que el tono de voz y discurso, cuando tuvo que admitir que no se podía continuar con el proceso.

Es la primera vez en la historia que unas elecciones son suspendidas en el país, justamente por el árbitro, la JCE.


Comparte tu opinión

Podcast-Puedes escuchar en audio nuestros boletines y noticias